poda de rosales

Poda de rosales



La poda de rosales es importante porque es parte fundamental de los cuidados de esta planta ya que por un lado ayudas a que la planta se forme y desarrolle correctamente, y por otro lado, la poda la embellece considerablemente. Es fundamental que aproveches la poda para retirar todas las ramas que se encuentran débiles y aquellas que son más viejas, siendo que únicamente tienen que quedar aquellas ramas con vida que midan alrededor de los 15 centímetros.

Otro detalle importante respecto a la poda de rosales es que una vez que la realices, debes asegurarte que la planta reciba bastante sol, especialmente en la mañana ya que esto ayuda muchísimo a tener una floración más abundante. Al mismo tiempo, luego de la poda regula los riegos, ya que muchas o poca agua puede dañar seriamente a la planta. En el caso de que cultivas los rosales en macetas, es importante que los riegues los realices cada 4 días aproximadamente.