cuidados para un rosal

Cuidados para un rosal



Las rosas son las flores favoritas para plantar en el jardín, por eso es importante que conozcas cuales son los cuidados más importantes y básicos para esta planta. Por ejemplo, los riegos debes realizarlos únicamente cuando notes que la tierra de los rosales está seca, aunque se recomienda que riegues las rosas al menos 1 vez por semana siendo que es necesario que el agua llegue a las raíces. Ten en cuenta que si este tipo de flores no reciben la suficiente agua, la planta se debilitará considerablemente en donde únicamente darán flores por cortar periódicos y muy pequeñas.

En cuanto al abono, éste es uno de los cuidados para un rosal más importantes. Primeramente debes tener en cuenta que nunca debes ponerlo directamente en el hoyo ya que esto puede quemar las raíces de la planta; lo ideal es que a los 2 semanas del primer brote, se realice el primer abonado. Coloca los fertilizantes siempre en la superficie y en el caso de que el desarrollo sea débil entonces lo ideal es que abones nuevamente una vez por mes, especialmente en primavera y verano.